20 Marzo, 2017 check2me

4 Maneras de destacar con el contenido

Es posible destacar tu contenido en redes sociales con estos consejos.

Nadie se sorprende del problema actual respecto al marketing de contenidos. Y es que, la competencia desmesurada y la sobresaturación de los propios contenidos hace que, destacar hoy en día en internet, sea poco menos que una quimera. De hecho, según la encuesta anual elaborada por el Content Marketing Institute (CMI), el 88 % de los encuestados hacen uso del ya mencionado marketing de contenidos. Un hecho que produce, de forma evidente, una reducción de los presupuestos de marketing.

Estrategias para crear contenidos que destaquen:

1. No parar: Aunque te parezca una opción con poco sentido, estás muy equivocado. La mejor solución para ser reconocido sobre toda la demanda en internet es escribir sin parar. La constancia es una premisa fundamental para crecer y colocarse en las primeras posiciones de los motores de búsqueda. Además, cuanto más material generes, por lógica, más probabilidades existen de que seas indexado en Google y, asimismo, encontrarse dentro de una clasificación para determinadas palabras clave.

No obstante, nada de esto puede llegar a funcionar si no se trabaja con una escritura o redacción de calidad que atraiga y mantenga enganchados a los usuarios. De ahí la enorme importancia en publicar con una marcada regularidad y periodicidad que no desconecte a los seguidores, quienes acudirán sedientos del producto serio y completo que les ofreces.

Como en toda máxima, siempre existe algún “pero”. Nuestra teoría del “cuanto más, mejor” únicamente prosperará si nos preocupamos en mantener la calidad de todos nuestros trabajos. Es decir, si bajamos los brazos, estaremos dando una oportunidad de oro a la competencia para que nos pasen por encima y que el número de impactos de nuestra página decaiga. Evidentemente, es un lujo que muy pocos se pueden permitir y, por eso, es una obligación encarar cada producto con el mayor de nuestros ánimos y esfuerzos.

2. Siempre mejorar: A simple vista, este título, puede sonar demasiado obvio o superficial. Sin embargo, “siempre mejorar” encierra muchos más significados de los que crees. Hablamos de elaborar un exhaustivo análisis de los rivales para saber de qué pie cojean y averiguar en qué se les puede superar. Nos referimos, también, a la inconsciencia general que la mayoría de empresas tienen sobre algo tan vital como es el marketing de contenidos. En realidad, en el panorama actual, están destacando solamente aquellas organizaciones que gastan todas sus energías y empeño en crear una estrategia de marketing infalible. Así nos lo cuenta el CMI con datos en los que apuntan al éxito indudable de aquellas empresas que cuentan con especialistas del marketing de contenidos que “saben lo que hacen”.

Tras observar que no somos los únicos interesados en estas nuevas artes, toca preguntarse de qué manera podemos ganar a nuestros mejores competidores. Para ello, hay varios puntos que deberás tener en cuenta:

– El ser humano, por antonomasia, siempre ha sido de “comer con los ojos”. Por este motivo, no podemos escatimar en contenido visual para fomentar el conocido engagement.

– Trata de incorporar esas aplicaciones de información inmediata que tanto están arrasando entre los consumidores. Por ejemplo, Periscope (emisiones en directo), WebinarsFacebook Live  o, incluso, Snapchat y Instagram con sus instahistorias.

– Agrega todo el contenido que puedas. Deja de fijarte en los demás, de copiar viejos datos y repetir cánones. Ha llegado el momento de crear tus propias estadísticas. ¡Adelante!

– La tecnología avanza a pasos agigantados y “el internet de las cosas” es toda una realidad. De este modo, resulta innegable que los consumidores han cambiado sus hábitos hacia este nuevo camino y debes saber afrontarlo saciando sus necesidades.

– Es imprescindible crear nuevas comunidades sociales. No hace mucho tiempo, ser visible en Facebook, era una tarea verdaderamente sencilla. Es decir, el comienzo de una “nueva época”, por así denominarlo, facilitaba la misión de destacar entre los demás tan solo por ser de los primeros. Ahora bien, las cosas han cambiado, el propio Facebook ha cambiado. Cada vez son más los que se aprovechan de estos beneficios y toca ponerse el mono de trabajo. Por suerte, los clientes todavía son participes del engagement (sobre todo donde existe un contenido vigoroso, irrepetible y segmentado).

3. Construye un objetivo: No se trata de hacer marketing de contenidos por hacer. La clave reside en elaborar una meta concreta y enfocarse en ella. Por lo tanto, concentra tu energía a favor de un propósito claro y marcado.

Como es normal, la finalidad principal de todo nuestro esfuerzo en este campo no es otro que conseguir una mayor ganancia o beneficio. En cambio, mientras realizamos esta función, aparecerán distintos objetivos secundarios a los habrá que hacer frente. Siempre dependiendo, por supuesto, del tipo de organización en la que estemos participando. Por lo general, y para que no te coja desprevenido, tendrás que enfrentarte a peticiones de más leads”, “más ganancias”, “más clientes”, “más engagement.

  1. No te rindas: Nadie dijo que el camino sea fácil. Quizás te encuentres en momentos de total frustración o con algún que otro revés que te haga caer en el desánimo. A pesar de eso, no puedes tirar la toalla porque, si por algo se ha caracterizado el marketing de contenidos desde sus inicios, es por la falta de inmediatez en los buenos resultados. Eso sí, cuando llegan, son altamente satisfactorios. Tómatelo como una carrera de fondo en la que es importante salir bien, mantenerse durante el trayecto y pegar un impulso final para vencer.

Este tipo de marketing está en permanente cambio por el avance continuo de la tecnología. Esto influye directamente sobre el hábito de consumo de los usuarios o clientes y debemos adaptarnos a todo lo que venga: nuevas formas de comunicar, de recibir información, de llegar al público, nuevas formas de relación e interacción, de conseguir clientes fiables, etc.

Si algo nos han demostrado tanto internet como el marketing de contenidos, es que han venido para quedarse y no son ninguna moda pasajera. Por consiguiente, se nos presentan grandes y apasionantes nuevos retos. ¿Estás preparado?

Etiquetas: , ,