8 febrero, 2018 check2me

La distribución de contenido en medio ganado, pagado y propio

El marketing de contenidos se ha convertido en una de las herramientas más efectivas a la hora de conectar con los usuarios y que éstos se relacionen con nuestra marca. Es un marketing que no se centra solamente en hablar de las bondades de nuestro producto o servicio, sino que también ofrece información que puede ser de utilidad para los lectores. Las empresas que no saben adaptarse a esta nueva tendencia informativa acaban perdiendo interés del público objetivo.

Pero es importante que destaquemos que tan importante como elaborar contenido de calidad es contar con una estrategia que lo respalde, que le dé sentido. Una estrategia que determine los objetivos a conseguir y que marque el camino. El contenido que elaboremos tendrá, por tanto, que seguir las líneas establecidas para lograr dichos objetivos.

Pero ¿cómo conseguir distribuir nuestros contenidos y crear un contenido de calidad?

Cuando ya hemos establecido la estrategia de marketing de nuestra empresa, debemos centrarnos en crear un contenido de calidad que satisfaga las necesidades de nuestro público objetivo. Una vez hecho esto, debemos distribuirlo para que llegue de forma correcta hasta los usuarios. Pero ¿cómo lo hacemos? La respuesta es muy sencilla. Basta con establecer una estrategia de distribución en la que se combinen de forma equilibrada los medios pagados, los medios propios y los medios ganados.

Diferencias entre medios pagados, propios y ganados

Aquí tienes las principales diferencias que existen entre aquellos medios que consideramos pagados, a los que llamamos de propios y aquellos a los que nos referimos como ganados.

Medios pagados

Como su propio nombre indica, son los medios de comunicación a los que debemos pagar para poder estar presentes dentro de su contenido. Son la mejor alternativa cuando buscas notoriedad, pues suelen ser medios que cuentan con importantes audiencias. Invirtiendo en ellos consigues llegar a un gran número de personas, pudiéndolas invitar a que visiten tu página o que contacten con tu empresa para poder ampliar la información.

El mejor ejemplo de ello son las campañas que realizamos a través de Facebook, fomentando que el anuncio llegue de una manera más rápida al target específico que escojamos. Para ello debemos tener paciencia y realizarla correctamente. Quizás la primera campaña que hagamos no sea la mejor, pero con la práctica iremos perfeccionando la técnica.

 

Medios propios

Estos son los medios que poseemos como marca, y que pueden ir desde simples páginas web a diferentes perfiles en las redes sociales. Son la herramienta perfecta para llenar los vacíos de información que se producen cuando nuestra empresa no aparece en los medios pagados o ganados. Además, son mucho más creíbles que los pagados y son a los que los usuarios recurren cuando quieren saber más sobre nuestra compañía. Para sacarles mayor partido se debe tener en cuenta su posicionamiento SEO y SEM, así como usar social ads que ayuden a su divulgación.

En los últimos años se ha puesto de moda ofrecer consejos y contenidos de utilidad relacionados con el sector de actividad de la empresa en cuestión. Por ejemplo, ING es una entidad bancaria que cuenta con el blog En Naranja donde ofrece información práctica sobre el mundo de la economía y las finanzas. O la empresa Gallo, conocida por sus productos alimenticios, ofrece numerosas recetas con las que utilizar su amplia variedad de pastas. Estos son el tipo de contenidos que las personas están demandando por parte de las compañías.

El mejor ejemplo del que podemos hablar es aquel del que hemos sido protagonistas porque lo hemos realizado nosotros mismos. Y nos viene como anillo al dedo como medio propio. Es la webserie que realizamos para Endesa, Los Lumbreras. Hoy en día el formato más relevante que existe es el vídeo. De esta forma generamos un contenido de consumo eficiente a través de la familia Lumbreras. Así, lejos de saturar a la audiencia creamos un vínculo con ella, gracias a los personajes y a las historias narradas que generan enganche con el usuario.

 

Medios ganados

Son los medios que nos mencionan gracias a que ofrecemos un contenido que es de su interés. Estos medios pueden estar especializados en comunicación digital o ser medios tradicionales como la televisión, la radio o la prensa. Son los medios que disfrutan de una mayor credibilidad, pues ofrecen el contenido porque realmente lo encuentran de interés, sin recibir ninguna contraprestación económica por ello. Además, son medios y periodistas que son considerados como referencia en los respectivos sectores, por lo que sus palabras son tomadas mucho más en serio.

Un ejemplo de ello son los diferentes estudios y encuestas que se publican en los diferentes medios, como el de Línea Directa sobre los coches más robados en España o como el de Sanitas sobre el aumento de visitas al psicólogo después de la Navidad.

Ninguno de los medios es la clave del éxito de un buen marketing de contenidos, sino que es la correcta combinación de los tres. Cada uno de ellos tiene sus propias ventajas e inconvenientes, por ello, solamente mediante el empleo de todos ellos se consigue una mejor eficacia y un mayor alcance. Esto debe estar adecuadamente definido en la estrategia de contenidos y debe estar respaldado por un contenido de calidad.