13 octubre, 2015 check2me
Joshua Sortino

El contenido es Long Tail: El caso de Javier Gómez Noya

Hace unos días cayó en nuestras manos un post muy bueno sobre los motivos de por qué Javier Gómez Noya no es mediático después de cinco Mundiales de Triatlón ganados. En ese post se analizaba una entrevista al campeonísimo en el El Larguero, el famoso late de la SER: http://www.pontoontri.com/opinin-1/2015/9/26/por-qu-gmez-noya-no-es-meditico

¿Y qué tiene que ver esto con Check2.me? pues mucho, porque después de leer el post afianzamos más nuestra creencia en que el contenido es necesario para “la vida moderna” y en cómo hay que pensar en el Long Tail, como un modelo a seguir. Pero antes de nada te explicamos qué es el Long Tail.

El Long tail inicialmente se pensó como un modelo de negocio diferente del modelo tradicional, donde los superventas son el objetivo, es decir, que acuda mucha gente a comprar a un lugar específico, un producto concreto, de ahí el modelo de grandes almacenes, que son el gran envoltorio para comprar en masa un mismo producto, como puede ser un jersey rosa de pico con un gran letrero que ponga la marca de la tienda.

Pero con la era digital, entró en juego el Long Tail, es decir, la curva de tendencias se invierte y con un número mínimo de compras de artículos limitados se llega a números de ventas, en algunos casos, mayores que los grandes almacenes con superventas. Si no que se lo digan a Amazon, Ebay o Alibaba. Esta teoría se le atribuye a Chirs Anderson, de la prestigiosa publicación de Wired: http://www.ted.com/talks/chris_anderson_of_wired_on_tech_s_long_tail?language=es

En este vídeo tienes la explicación completa, que nosotros te hemos intentado resumir, para poder ejemplificar mejor el caso que nos atañe, que es el de Javi Gómez Noya.

Bien, una vez que vemos el long Tail aplicado a negocios, te contamos que, por supuesto, este modelo afecta directamente a la generación y distribución del contenido. ¿Por qué? porque así cómo se compra o se consume, se busca, y Google busca y rebusca para darte el mejor contenido asociado a tu búsqueda y esto también se llama Long Tail. Aquí tienes un video de los señores de MOZ (que no es una película más de el Señor de los Anillos, sino probablemente la organización que más sabe en el mundo sobre términos de búsqueda y tendencias de mercado) explicando qué es el long tail para las búsquedas. https://moz.com/blog/how-big-is-your-long-tail-whiteboard-friday

Pués bien, aquí estamos llegando al meollo de la cuestión, el Triatlón y Javier Gómez Moya, si son o no son mediáticos. Y nuestra conclusión es que sí, sí lo son, y mucho. ¿Por qué?

  1. Porque el triatlón es un deporte individual y si lo comparamos con el fútbol o el baloncesto que son deportes de equipo,  entramos en el mundo de los fenómenos mediáticos, que al igual que en los grandes almacenes se deben a los superventas, en el caso de fútbol los Messi y Cristiano Ronaldo de turno o en Baloncesto los Gasol de turno. Pero detrás de estas superestrellas hay deportistas como Busquets o Kroos o Pau Ribas que, sin ser tan mediáticos, si no les pasaran la pelota a las estrellas, éstas no lo serían tanto. Otro ejemplo, el equipo de primera división, supergaláctico, no lo sería si enfrente no hubiera otro equipo menos mediático pero también con su importancia como el equipo de “categoría B,” que no es mediático pero ahí está siempre, porque todos les necesitan.
  1. Porque como bien dice el post, de pontootri.com

Y aquellos que son mediáticos en este deporte, como Josef Ajram, no se dedican a la competición sino a los retos y a vender inspiración, que es diferente a ganar carreras del máximo nivel mundial”.

Sin entrar en temas sociológicos o antropológicos, a raíz de la crisis, los deportes de perseverancia y sacrificio e individuales efectivamente no son tan mediáticos como los de los astros que vimos en el punto anterior, pero sí son “long tails” porque hay miles de españoles que se atreven con el running, o los más intrépidos con el triatlón, sin ser mediáticos.

  1. Porque como en Marketing de contenidos, el poder de influencia de personas anónimas, que son nuestros vecinos, que llegan de correr cada mañana, que consiguen mover una audiencia de lo más activa, con un engagement espectacular, se traduce en trending topics. Que si sumas la audiencia de estos influencers anónimos, no tan mediáticos, es tal vez más grande que la de un astro, que además son igual, o tal vez más, héroes que los otros porque les ves saliendo todos los días a correr y te asesoran sobre qué material comprar, como grandes expertos que son. Todo esto para nosotros es más mediático que el impacto de de una valla de una super estrella, porque lo mediático es efímero, tanto como la popularidad, pero el vecino que sale todos los días y al que ves en la piscina de casa con un tipazo y una sonrisa que ni el mejor dentífrico podría conseguir,  no lo es.

Esa influencia estamos convencidos de que es mucho mejor que ser popular gracias a las portadas de los diarios deportivos.

Y más allá de valoraciones personales de Check2.me nos remitimos a los hechos de que efectivamente el long tail en el contenido, más allá de lo mediático, funciona.

100.000 personas practican habitualmente Triatlón: Según la federación española de Triatón, éste mueve un negocio de más de 160 millones de euros, de marcas que no son nada mediáticas. Esta noticia la encontramos en El Economista Un club como el Ahtletic club de Bilbao tiene 45.000 socios, el Real Madrid 97.000 socios repartidos por todo el Mundo.

Las tendencias de búsquedas en Google sobre fútbol y baloncesto están al mismo nivel que Triatlon y Running, que ya tienen datos estratosféricos, muy por encima del resto:

Vía: Google Trends

Cuando crees contenido, no te fijes en la audiencia, fijate en ser perseverante, trata tus contenidos con el valor que se merece tu audiencia, olvidate de ser mediático porque caerás en el olvido más absoluto. Cree en lo que haces y hazlo lo mejor posible cada día, porque te posicionará como a Javier Gómez Noya, un referente para que 100.000 personas cada día quieran salir de sus casas tal vez no a conseguir la mejor marca del mundo, pero sí a nadar, correr y pedalear. Conviértete en una influencia para todas las personas anónimas que no necesitan portadas en los principales diarios para ser motivados, sólo necesitan una conversación mundana en el bar, de ésas que luego nadie recuerda.

Etiquetas: , , , ,