22 septiembre, 2015 check2me

Pon un vídeo ochentero en tu vida

Hace unas semanas alguien canturreaba en la oficina un jingle de un anuncio de hace unos 20 años que nos contagió a todos. Alguno de nosotros echó la silla hacia atrás, corriendo las ruedas de la típica silla azul de oficina, haciendo un comentario en alto, como en las típicas oficinas cuando se hace un equipo: ¡Tío, me has pegado la cancioncita! bueno, había algún palabro más, que no merece la pena ser reproducido para la ocasión. Eran las 11.30, como ninguno fumamos, pasamos al pequeño debate de esa hora para despegar los ojos de las pantallas.

El debate prosiguió con un: ya no hay jingles, ya no nos acordamos de ningún claim, ni ponemos música a alguna muñeca, ni hablamos de turrón en agosto. No somos tantos en la oficina, por lo tanto, el chascarrillo del momento “no cigarro” lo trasladamos al salto lógico… a Youtube, escribiendo en su buscador: anuncios ochenteros y noventeros. ¡¡Dios!! ¡¡qué buenos por favor!! ¡¡son lo más!!. La pantalla se llena de pelos cardados, vídeos de color sepia y sonrisas dentífricas a diestro y siniestro y lo que es mejor todavía, se llena de cancioncitas pegadizas. Youtube convierte el Mac en un musical revival como los de la Gran Vía.

  • “¿Y cómo serían estos anuncios aplicados a marketing de contenidos?” -Comentario del típico impertinente que convierte el momento ocio en parte del trabajo de todos – Pues sería el señor de mostacho que recolecta café haciéndose un blog personal, un Instagram con las fotos del amanecer y contando la experiencia de desayunar con café recién molido en Facebook – El debate se fue convirtiendo en algo propio de nuestro trabajo de cada día: ¿y has visto a Michael Jackson tomando refrescos con los calcetos blancos? ¡¡¡por favor!!! ese blog con un artículo recomendando los 10 motivos por los que tienes que llevar calcetos blancos arrugados por debajo de los pesqueros, sería lo más, comentamos.

Para no enrollarnos más con nuestro día a día en la oficina, porque esta conversación dio para una semana, seguimos. Llegó el mismo pesado, que pasa del ocio a trabajo en un click, con su idea de hacer cada día más: “oye, ¿por qué no?, como Facebook lo tenemos un poco abandonado…  (mientras miraba a Marta que es quien dinamiza) y el engagement es bajito ahí, ¿publicamos vídeos de anuncios a cholón?” Marta, sin hacer alarde de ¡mierda más curro!, respondió: “pues sí mola mucho, pero nada de comentar en cada vídeo cómo llevarlo a Marketing de contenidos, que nos conocemos, simplemente se publican en Facebook cada semana y ya se ve por sí solo que los anuncios bien hechos aguantan en el tiempo, porque no hay que ser muy lumbreras para darse cuenta que si hoy no lo acompañas con Marketing de contenidos no valdrían de mucho”. ¿Sí? preguntó .. el silencio era una aprobación únanime.

Por lo tanto, a partir de la semana que viene tendrás en nuestro canal de Facebook los mejores anuncios ochenteros y noventeros. Eso sí, si quieres saber cómo lo aplicarías a Marketing no dejes de llamarnos o ponerte en contacto.

Etiquetas: ,